Gimnasia

Este jueves se hará la segunda autopsia a César "Lolo" Regueiro

24 Nov, 2022 Leonel Sánchez Alpino

La actividad, que comenzará a las 8, contará con la participación de la perito Virginia Creimer.

El cuerpo de César "Lolo" Regueiro se sometará a una nueva autopsia con el fin de esclarecer las dudas que surgieron en torno a su fallecimiento durante la represión en el Bosque.

Su familia puso en duda que el fallecimiento se haya debido a un paro caríaco y creen que ocurrió por violencia. Ante eso, los abogados de la familia, Marcelo Peña y Julián Rimada, solicitaron la nueva autopsia.

"El cuerpo fue trasladado con todas las medidas de seguridad y colocado en una cámara frigorífica para cortar momentáneamente el proceso de degradación. Una vez que se logre ese objetivo, será llevado a la mesa de operaciones para una segunda autopsia", detallaron voceros del caso.

Esto se debe a que el proceso iba a realizarse el martes pero el estado de descomposición del cuerpo no permitió realizar la operación.

"Ya propusimos una perito de parte, el principal punto de pericia es determinar si existe la posibilidad de que se haya tratado de una muerte violenta y no por causas naturales", señaló el abogado Marcelo Peña a 0221.

La esposa de Regueiro dejó en claro que hay muchas cosas que no la convencen. "A mi marido lo vi en el hospital y no le vi golpes, nada. A medida que fue entrando la gente, entre las que se encuentran mis hijas, a mi marido le vieron sangre en la cabeza. La doctora que estaba ahí, la residente, y la Policía de UTOI vieron cuando a mi hija se le llena la mano de sangre y se va a lavar. La hacen limpiar ahí".

Según contó, hay testigos que vieron "la sangre y el parche que le colocaron" a Lolo. "Notamos que la remera la tenía muy alta. De 50 testigos que había en el hospital, 30 vieron el parche. Ya lo presenté a mi abogado".

 "Toda la ropa de él fue puesta en una bolsa roja. Cuando el cuerpo volvió a la ciudad para el sepelio, esa bolsa quedó en el auto de mi yerno. Como me pidió la remera, mi hija fue a ver y nos encontramos con eso: toda la parte de la nuca llena de sangre", enfatizó.

Además, apuntó contra los médicos y especialistas que atendieron a su esposo luego del accidente, en el nosocomio de 1 y 70. "¿Qué me están ocultando? Tanto la doctora que lo atendió como lo autopsia. Ahí dice que no hay ningún rasguño. Queremos una nueva autopsia con un perito de parte y un médico de la familia. Quiero que salga todo a la luz y que haya Justicia".

En ese sentido, contó que su hija le dijo que "Lolo salió de la cancha y se desvaneció". "Él habló con mi hija y le dijo 'estoy bien’. Ahí mismo tiraron otro gas lacrimógeno y la Policía siguió reprimiendo de muy cerca", subrayó.

En cuanto a la investigación, señaló que a través de los videos lograron ubicar a los agentes que reprimieron a Regueiro. "¿Tan difícil es para la gente que está investigando determinar a cuánta distancia estaba la Policía de mi marido? Por eso estamos pidiendo las cámaras. Ya tenemos identificado al grupo que le tiró y las ambulancias. Es poco lo que falta encontrar, queremos que todos nos ayuden. No queremos que sea un caso más", expresó.

En el lugar de los hechos, Lolo sufrió una descompensación producto de la atmósfera irrespirable por los gases lacrimógenos, tras ser antendido en el lugar, lo trasladaron en ambulancia privada al San Martín, donde llegó sin vida.

La Justicia investiga una posible sobreventa de entradas que podrían haber provocado los incidentes. En ese sentido, Personal de la Policía Federal Argentina (PFA) allanó la sede social del club donde inspeccionaron todas las instalaciones y oficinas del predio. Allí se llevaron documentación y elementos que serán analizados por los investigadores del caso.

El fiscal Menucci ya imputó al presidente de Gimnasia, Gabriel Pellegrino, al titular de la Jefatura Departamental de La Plata, comisario Sebastián Perea, y al de la Agencia de Prevención de Violencia en Espectáculos Deportivos (APREVIDE), Eduardo Aparicio, entre otros.

Comentarios